Content

jueves, 25 de octubre de 2012

C+R

Como os adelanté,  la boda de Cristina y Ramón giraba alrededor del vino. Por eso, cuando mi amiga me pidió que le ayudara con los meseros y demás lo primero que pensé fue que había que hacer un logo. Le presenté varios diseños y se quedaron con éste:


Lo utilizamos en las tarjetas con las que acompañaron su primer regalo general (las galletas con formas de novios que reposaban en los platos de todos y cada uno de los invitados)

Y en la bienvenida que dejaron en cada habitación de hotel ocupada por sus familiares y/o amigos de fuera de Galicia.



Junto al librito de bienvenida con direcciones de interés, había un paraguas.


Intentamos que toda la gráfica se adecuara al espacio donde tenía lugar el banquete, tan moderno y rústico a la vez. Cada mesa llevaba el nombre de un tipo de uva. Para el protocolo, compusimos un bodegón con botellas, cada una con una etiqueta que indicaba los comensales que iban en esa mesa.

                               

Para hacer las letras "C+R", me volví loca y compré ¡600 tapones de corcho! Y ojito, que el mundo del tapón para embotellar no es moco de pavo. que si natural, que si colmatado... Iba a claudicar cuando hablé con una mujer encantadora que me explicó  -tras alucinar cuando le conté el propósito de mi pedido- que les iba a dar un baño de noséqué para que estuvieran suaves.


Por si os animáis, los 600 tapones me costaron 50 euros (me hice con 3 bolsas de 200), y sólo requiere:

- Maña (en cantidad mínima)
- Paciencia (varias dosis)
- Cola blanca
- Cartón pluma o normal

Sobre el cartón se dibujan las letras. Como soy autodidacta, he aprendido por ensayo/error. Si os fijáis en la "C", se ve la base y no queda bien. Tuve que recortarla después con un cutter y no fue muy fácil. Para la "R" estuve más avispada y la hice de manera que quedara por la mitad de los tapones de fuera. En realidad, el cartón facilita la tarea a la hora de pegar, uno a uno, cada tapón, pero luego no hace mucha falta.  Igual podéis prescindir de él. Las letras resultan compactas pero ligerísimas, estos taponcillos no pesan nada!

Aún tengo como 250 unidades, no se gastan los jodíos, y yo calculo fatal! ;)

Como me sobraban, me lié a hacer imanes con los nombres de los novios y la fecha de la boda, que expusimos junto al libro de firmas:



No os he puesto uno que haya quedado muy bien, pero es que me lo he encontrado en el coche y es el que tengo a mano. 

Esto es más fácil todavía. Sólo hay que pegar el imán por el reverso. Pesan tan poquito que no hace falta que sea muy grande.

En cuanto al libro de firmas, Krys y Moncho no querían salir aparecer ellos, pero tenían muy claro lo que querían. 

                                         





Seguimos con regalos:

A los hombres, un set de vino (sacacorchos, limpiagotas y tapón). Para nosotras, un juego de café y un alfiler.


Ya en el baile, nos sorprendieron con chapas de lo más divertidas y los gorros y pelucas que se llevan tanto ahora de gomaespuma. Son muy graciosos y nos os imagináis el éxito que tuvieron.

                         

Podría seguir contando cosas, pero se iba hacer el post interminable, así que prefiero ir terminando. Aquí me veis poniéndole la liga que le regalé yo y la que le prestó su amiga Beatriz Chillón.


A Nacho y a mí nos encantan las bodas porque estamos ahí en primera fila, somos casi los únicos que vemos las caras de los novios al dar su consentimiento, estamos a las 6 menos cuarto con la novia y su madre sofocando el fuego de los nervios de última hora... 



Pero es que ésta encima era la boda de mi amiga.

6 comentarios:

Marta Bodas says:
at: 25/10/12 15:25 dijo...

Viva el vino!!! Los imanes me parece un detalle original y precioso.

Merimery says:
at: 25/10/12 18:25 dijo...

Una boda preciosa! Cuando cariño pones en las cosas que haces... me imagino lo que le habrá encantado el video a tu amiga! Un besazo!

Contando los sesenta says:
at: 25/10/12 18:56 dijo...

¡Qué artista es esta chica, pordiorbendito!
Todo muy ingenioso, muy currado. Me encanta el logo que te has montado, la cámara y el globito. Me tienes que dar el cursillo.
P'a mí que vas a llegar muy lejos.

Maï Tomasena says:
at: 25/10/12 19:45 dijo...

Qué nivel Maribel, me he quedado impresionada es preciosisisima!!!! Y el vídeo ni te cuento ;-)

Miss Chloe says:
at: 25/10/12 20:49 dijo...

Por favor, qué BONITO todo lo que haces; todo lo de la boda "enológica" me ha dejado flipando, es bonito, original y elegante (¡nada de "cursiladas" made-in-america!); dentro de nada pasas de hacer "peripecias visuales" como las llamas a ser 100% wedding planner! me ha gustado todo muchísimo, enhorabuena.

la luna says:
at: 26/10/12 0:04 dijo...

Impresionante!!

Las letras de corcho las voy a copiar seguro (si me aseguras que no hace falta mucha maña!!).
Todos los detalles exquisitos y llenos de cariño :)

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por comentar!

Apunta tu mail y te lo mando

Archivo del blog

Peripecia García. Con la tecnología de Blogger.

Más en

Siguenos en Facebook

365 días esperando

Followers

Translate

No dejéis de visitarme. ¡Tengo más sillas!